Inicia hoy el año jubilar por los 400 años de la muerte de Santa Rosa de Lima

24776

“400 años intercediendo por ti”, es el lema del año jubilar por los 400 años de la muerte de Santa Rosa de Lima -primera santa americana y patrona del continente-.

El lema hace referencia “a los miles de pedidos que recibió la santa a lo largo de todos estos años y que por intercesión ante Dios fueron concedidos”, explicaron, en la conferencia de prensa en la que se presentó el programa de las actividades programadas para el inicio del jubileo que tendrá lugar este lunes 29 de agosto con la procesión de las reliquias de santa Rosa desde la basílica Menor del Santo Rosario, del Convento Santo Domingo hasta la catedral de Lima el lunes 29 de agosto.

El martes 30 de agosto, fiesta de la santa, se celebrará la misa de acción de gracias en la Plaza Mayor de Lima, presidida por el arzobispo de Lima, cardenal Juan Luis Cipriani y con la presencia de las principales autoridades civiles y militares del país, los miembros de la Policía Nacional del Perú, fieles de las parroquias, de las hermandades, movimientos, colegios y público en general.

Desde el 26 de agosto está abierto al público el Museo del Convento de Santo Domingo, donde se encuentra la cripta que inicialmente sirvió de sepulcro de Santa Rosa de Lima. Esta cripta fue reabierta al público para su veneración. La visita contará con fotos nunca antes vistas de la amada santa limeña.

Una santa presente en las redes sociales
Santa Rosa de Lima es la primera santa que cuenta con una presencia activa en las redes sociales, gracias a las diferentes plataformas oficiales que impulsan los padres dominicos y el arzobispado de Lima (Web, Facebook, Twitter, YouTube e Instagram).

Un grupo de jóvenes de la parroquia San Juan Apóstol, de Pueblo Libre, tiene a cargo la administración, organización e impresión de los pedidos que llegan a través de la red desde diferentes partes del mundo, para ser enviadas al “buzón virtual”. Este servicio santarosa.correo@gmail.com está disponible todo el año y se imprimen mensualmente para ser depositado en el pozo de Santa Rosa”. Cada año se supera el record anterior. El 2015 se recibieron más de diez mil pedidos.

El “pozo de Santa Rosa” se encuentra en lo que fuera su hogar, actualmente, declarado Santuario. Este lugar emblemático recuerda que Santa Rosa arrojó en el pozo la llave del candado del silicio que se puso en la cintura, para hacer una continua penitencia por los pecadores. Poco después de fallecida, al crecer el número de milagros y gracias obtenidas por su intercesión, un número cada vez más grande de personas comenzó a escribir sus necesidades espirituales y materiales como cartas que las echaban a dicho pozo. Esta costumbre perdura hasta hoy.

Otros sitios donde los fieles y devotos de santa Rosa podrán encontrar información o enviar mensajes son: página web: www.arzobispadodelima.org/santa-rosa-de-lima; Buzón virtual: santarosa.correo@gmail.com; Instagram: #SantaRositaLima y #Santa Rosa400 (569 seguidores); Twitter: @SantaRositaLima (3.600 seguidores); Faceboook: SantaRosadeLima (86.000 seguidores); Youtube: SantaRosadeLimaOficial

Los seguidores de santa Rosa no sólo pertenecen a América Latina o Filipinas, provienen de todo el mundo. Los pedidos llegan de lugares muy lejanos y diversos: China, Alemania, Italia, países de África, Francia, Polonia, entre otros.

La santa de América
Santa Rosa de Lima es la primera santa que antes de ser canonizada (167l) sería proclamada -cosa excepcional- patrona del Perú (1669), del Nuevo Mundo y de Filipinas (1670). Sólo en Perú hay más de 72 pueblos con su nombre.

Se escribieron más de 400 biografías sobre ella (y se siguen escribiendo nuevas). La primera fue escrita por el padre Hansen “uno de los padres de su alma”. Esta biografía fue terminada tan sólo 2 años después de fallecida.

Su proceso de canonización fue inmediato y en menos de 50 años fue declarada santa para la Iglesia Universal. Sus fastuosas pompas fúnebres y la aclamación de la población entera al conocer su fallecimiento, hicieron que a los ocho días se abriera el proceso de canonización. El Cabildo de Lima envió una carta al papa Urbano VIII y el virrey hizo lo propio a la Corona de España.+

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *