Comentarios a Mt 10, 9

s. En estas palabras se contiene una exhortación a amar y practicar la pobreza, un llamado especial que Dios hace a los religiosos y sacerdotes que se dedican al sagrado ministerio. Jesús manda, tanto a los apóstoles, como a los discípulos (Lucas 10, 4), que no lleven bolsa, ni alforja, ni dinero, confiando en la eficacia propia de la divina Palabra, cuya predicación es el objeto por excelencia del apostolado, según se nos muestra en la despedida de Jesús (28, 19; Marcos 16, 15); en la conducta de los Doce después de Pentecostés (Hechos 6, 2) y en las declaraciones de San Pablo (I Corintios 1, 17; 9, 16).

admin